se ha considerado que Pamplona se deriva de Pompeyo (Pompaelo, Pompelon, Pompaión, Pompelone) apoyándose para ello en un escrito de Estrabón: “supra laccetanium versus septentrionem habitant vascones in quibus urbs est Pompelon quasi Pompeiopolis” (“sobre la Jaccetania hacia el norte habitan los vascones, en cuyo territorio se halla Pompelon como si dijeras Pompeiopolis”). Es el único apoyo documental para atribuir a Pompeyo la fundación de esta ciudad, aunque el texto no dice expresamente que Pompeyo la fundara. “Pompeyon” era el nombre de un edificio en Atenas donde se conservaban los utensilios sagrados cuatro siglos antes de que existiese Pompeyo.

No existe duda de que se trata de la actual Pamplona, por el hallazgo de ciertas placas de bronce que contienen documentos oficiales de la ciudad y habida cuenta numerosos restos arqueológicos encontrados en varios lugares. En esta ciudad, dejando aparte si fue fundada por él o ya existía entonces, Pompeyo crea un campamento militar en el invierno del año 75-74 a.C.

El Príncipe de Viana la llamó “Santsueña” y según él fue fundada por Bamba o Vamba que la llamó “Bambalona” por él y la reina Elona.

Según Yanguas y Miranda (s. XIX), el nombre de Iruña se habría introducido más tarde por los vascongados. Funadción Lebrel Blanco - Pié de página

se ha considerado que Pamplona se deriva de Pompeyo (Pompaelo, Pompelon, Pompaión, Pompelone) apoyándose para ello en un escrito de Estrabón: “supra laccetanium versus septentrionem habitant vascones in quibus urbs est Pompelon quasi Pompeiopolis” (“sobre la Jaccetania hacia el norte habitan los vascones, en cuyo territorio se halla Pompelon como si dijeras Pompeiopolis”). Es el único apoyo documental para atribuir a Pompeyo la fundación de esta ciudad, aunque el texto no dice expresamente que Pompeyo la fundara. “Pompeyon” era el nombre de un edificio en Atenas donde se conservaban los utensilios sagrados cuatro siglos antes de que existiese Pompeyo.

No existe duda de que se trata de la actual Pamplona, por el hallazgo de ciertas placas de bronce que contienen documentos oficiales de la ciudad y habida cuenta numerosos restos arqueológicos encontrados en varios lugares. En esta ciudad, dejando aparte si fue fundada por él o ya existía entonces, Pompeyo crea un campamento militar en el invierno del año 75-74 a.C.

El Príncipe de Viana la llamó “Santsueña” y según él fue fundada por Bamba o Vamba que la llamó “Bambalona” por él y la reina Elona.

Según Yanguas y Miranda (s. XIX), el nombre de Iruña se habría introducido más tarde por los vascongados.