Lugares  
    Personajes  
    Mapas  
    Temático  
 


Santa María la Real

Nájera

La Rioja

 

 

Nájera, ciudad riojana de la ruta jacobea situada en la orilla izquierda del río Najerilla, fue durante los siglos X y XI sede principal de los reyes navarros desde donde podían seguir de cerca los acontecimientos que se desarrollaban en el reino de León y condado de Castilla, que afectaban notablemente a Navarra.

La consagración de la iglesia tuvo lugar el 29 de junio de 1056, dos años después de la muerte del rey García III Sánchez “el de Nájera” en la batalla de Atapuerca. Desde entonces la penetración castellana en los territorios riojanos de Navarra es inminente y éstos pasarán a Castilla a partir del año 1076 tras el fratricidio de Peñalén .

La iglesia fue elegida como panteón de reyes e infantes de la dinastía navarra de los siglos X y XI. No se han conservado restos de la antigua iglesia que dió paso en los siglos XV y XVI a la que hoy admiramos. Fue priorado benedictino de Cluny (siglos XI-XVI) y luego abadía independiente.

El retablo principal churrigueresco es de finales del XVII. La sillería del coro fue iniciada a finales del siglo XV. El “claustro de los Caballeros” es el centro del complejo monacal de estilo renacentista construído en el primer tercio del siglo XVI.

El emperador Carlos V estuvo en Nájera y tuvo una dedicación e interés personal en dar ornato y magnificencia a la dinastía navarra que su abuelo Fernando el Católico había destronado y sobre lo que el Emperador pidió a su hijo Felipe II, en un codicilo de su testamento, que fuera estudiado por si el Reyno hubiera de ser reintegrado a su legítima dinastía.

 

panteón regio

claustro de los Caballeros

 

arte plateresco renacentista

talla románica de la Virgen Santa María la real de la primera mitad del siglo XII

 


panteón regio bajo el coro
obra de la segunda mitad del siglo XVI
bajo el reinado de Felipe II iniciada por el emperador Carlos V

 

estatuas orantes de los reyes fundadores
García de Navarra y Estefanía de Foix

 

cubierta del sarcófago de doña Blanca de Navarra, reina de Castilla
mediados del siglo XII

 

tumba románica de doña Toda Pérez de Azagra (+ 1216)
segunda esposa de Diego López de Haro “el Bueno” señor de Vizcaya
que destacó en la batalla de las Navas de Tolosa (1212)





claustro gótico florido renacentista de los Caballeros siglo XVI

 





entrada a la Sala Capitular siglo XVI



escudo del emperador Carlos V en la entrada al claustro



decoración policromada de bóveda en escalera